Liposucción WAL

La liposucción asistida por agua a presión es un tratamiento efectivo para extraer la grasa gracias a la presión del chorro de agua, que reduce la grasa a pequeños fragmentos facilitando su extracción sin dañar los tejidos y vasos sanguíneos. Por ello las recuperaciones de los procedimientos con liposucción WAL son más cómodas y rápidos que las liposucciones tradicionales.
Aspirando simultáneamente la grasa y el fluido el proceso es menos traumático para el paciente y más rápido. La grasa que se extrae de la liposucción se puede utilizar para rellenar otras partes del cuerpo en el mismo procedimiento tales como rostro, pecho o glúteos.

LIPOSCUCCIÓN DE TROCÁNTERES

Pide tu cita

    He leído y acepto el aviso legal y la política de privacidad.

    Deseo recibir información sobre novedades y servicios.